¡Cuidado con las espigas!

¡Cuidado con las espigas!

Uno de los motivos de consulta de urgencias veterinarias muy frecuente con la llegada del calor son los problemas causados ​​por las espigas, que no sólo afectan perros y gatos que vayan al campo, también podemos encontrar espigas en los parques, solares y zonas urbanizadas.

Las espigas tienen una forma aserrada y punzante que les permiten clavarse con mucha facilidad, y al mismo tiempo, que sea muy difícil que salgan o se desclavado por sí solas, penetrando más y más con el tiempo.

 

¿Qué síntomas pueden aparecer y cuáles donde los lugares más frecuentes donde se pueden encontrar?

Espigas en el interior de los oídos y ojos:

  • Sacudida y movimientos bruscos de la cabeza
  • Inclinación de la cabeza a un lado
  • Oreja más baja en el lado afectado
  • Dolor si tocamos la base de la oreja
  • Otitis oído externo
  • Perforación del tímpano
  • Inflamación del ojo
  • úlceras corneales

Si la espiga se encuentra en las fosas nasales:

  • Estornudos constantes y fuertes
  • Arruga el morro y el rasca contra objetos o el suelo
  • Sangrado por las fosas nasales

También podemos encontrar espigas en las zonas interdigitales (entre los dedos) o en la zona plantar.

Es importante que después de un paseo por el campo o una zona de espigas revisemos bien todas aquellas “zonas problemáticas”. Hay zonas difíciles de comprobar. Si su mascota empieza a sacudir la cabeza bruscamente, a rascarse el ojo, o a estornudar de forma continuada, es posible que tenga una espiga en el oído, ojo o nariz respectivamente. En este caso, para poder extraer la espiga, deberá acudir a su veterinario de urgencias lo antes posible y, así, evitar complicaciones. Si esperamos, la espiga habrá ido profundizando y clavándose más, siendo más difícil su extracción y provocando infecciones y otros problemas más graves (fístulas, perforación del tímpano o úlceras en la córnea del ojo).

 

Si tiene cualquier duda o sospecha de que su perro o gato puede haber clavado una espiga, nos puede llamar al 93 759 15 70 o venir al Hospital Veterinario Garbí (a 5 minutos de Mataró y 3 minutos de Vilassar de Mar), abiertos las 24 horas para cualquier urgencia que pueda tener su mascota.